ENCUENTRO DE DINAMIZADORES DE INTERIORIDAD (29 Y 30 DE OCTUBRE)

De vuelta a casa, con el mar en calma, su fondo asentado…resuenan aún los ecos de todo lo vivido estos dos días. Intenso, profundo, tan importante. La piedra angular de toda la pedagogía de nuestra querida Sofía: Si perdemos el vivir desde Dentro, nuestro Proyecto Educativo se irá a pique. 

Y es que es esencial entender, sobre todo en los tiempos en los que vivimos, que plantar semillas de Interioridad y vivir desde Dentro debe ser la pieza clave en nuestro quehacer diario. 

Cada colegio de la Fundación tiene ya su “huerto” de Interioridad en marcha. Arado el terreno, ya se han plantado las primeras semillas, otros ya están abonando, algunos empiezan a ver los primeros brotes verdes y han comenzado a apartar las malas hierbas del sinvivir cotidiano, las prisas, la tecnología, el postureo, el temario que acabar, plazos, burocracia… El trabajo del “agricultor” requiere de mucha paciencia, constancia, mimo y perseverancia pero es tan bonito el fruto que se nos promete, que merece la pena el esfuerzo. 

Este año a los Dinamizadores del Proyecto D se nos hacía la siguiente invitación: “Vivir, sentir, pensar y actuar DESDE DENTRO”. Acompañados por Xavi Serret y Helena Andrés y arropados por Paqui Rodríguez hemos VIVIDO, con mayúscula, dos jornadas inolvidables en las que el sentido de pertenencia y familia se han respirado en cada dinámica y momento de asueto. Cierto es que llevamos ya parte del camino recorrido cogidos de la mano, cada colegio con su realidad distinta pero todos con un mismo horizonte. Hemos descubierto que los obstáculos que encontramos no son tan diferentes, hemos buscado soluciones eficaces, espacios de desahogo, hemos compartido experiencias de éxito y otras para no repetir ( no todo es tan idílico y ahí está la riqueza del camino). 

En conclusión: hemos VIVIDO, CON-vivido y RE-vivido como personas, colegios y Fundación. Un regalo de dos días que recogemos y llevamos con cariño a nuestros centros de procedencia.

Queda un largo recorrido pero lo más difícil ya está hecho: hemos partido juntos y la compañía es grata: Jesús es nuestra brújula y Sofía nuestra guía particular. ¡Todo un  lujo! ¿No creéis? Nos queda el eco de lo vivido y la promesa de transmitirlo en “nuestras casas” con la palabra y el ejemplo.

VIVIR desde DENTRO, con mirada interior, con la certeza de que Jesús me ve con amor, en paz, en asertividad, en sintonía con lo que hago y me hago.

SENTIR desde DENTRO, con empatía, en consonancia con mis pensamientos, con humildad y total transparencia. Sabiendo que Jesús me ve como realmente soy y no me va a juzgar.

PENSAR desde DENTRO, con un pensamiento amoroso, sin prejuicios, libre, crítico y asentado en el Corazón de Jesús y su ejemplo.

ACTUAR desde DENTRO, con paciencia, calma, serenidad, madurez, confianza, con la mirada en el otro y con la pedagogía de Sofía como modelo interior.

Es una fantástica  misión a la que estás invitado, ¿te unes?

Comparte en ...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter